El estilo de vida actual nos empuja a un ajetreo diario (exceso de trabajo, compromisos sociales, etc.) que finaliza con pocas horas de sueño y por consiguiente una serie de trastornos que nos pueden afectar a nivel salud, las consecuencias de no dormir son múltiples pero siempre tiene un impacto a nivel psicológico y físico.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) establece que un adulto debe dormir entre 7 y 8 horas por día, para poder tener un descanso óptimo.  A pesar de que se considera un tema de importancia en el ámbito de la salud, se desconoce ampliamente los efectos negativos que este tiene en las personas que lo hacen regularmente. Conozcamos estos efectos:

1. Hambre y ansiedad

la falta de sueño produce hambre y ansiedad
La falta de sueño puede conducir a un estado de ansiedad que repercute directamente en la actividad gástrica de forma negativa. Cortesía: Pixabay

La falta de sueño se relaciona ampliamente con el exceso de ingesta de alimentos y la ansiedad, esto se debe principalmente a que el metabolismo sufre cambios, y se vuelve más lento. Adicional a esto, el cuerpo necesita energía producto el cansancio, así que aumenta la ingesta de alimentos con alto contenido de carbohidratos o azucares (comida chatarra, dulces, entre otros.) además de comer a deshoras. También es fundamental tener en cuenta que la alimentación emocional implica que nuestro estado de ánimo condiciona qué comemos.

En este caso, una persona con exceso de ansiedad no come por una necesidad real de alimentarse. Lo cierto es que ingerir alimentos nos hace sentir bien, más relajados, ya que al hacerlo se liberan neurotransmisores como la dopamina. El aumento en la ingesta trae como consecuencia aumento de peso, y un alto riesgo a la obesidad y a sufrir de diabetes.

2. Aumento en la probabilidad de sufrir de accidentes de transito

falta de sueño provoca accidentes
Cuando no se duerme de forma adecuada, el sistema nervioso pierde sensibilidad que repercute directamente en las habilidades al manejo Cortesía: Pixabay

Es común la cantidad de accidentes producidos por conductores que han tenido pocas horas de sueño, principalmente esto que debe a dos cosas, una es la falta de respuesta del individuo debido al exceso de cansancio y segundo a la descoordinación ocular que presenta el conductor. Sin embargo, la probabilidad de sufrir de accidentes no solo se limita a accidentes detrás del volante, sino accidentes menores, ya que la falta de sueño vuelve al individual más lento y menos activo.

3. Cambios en el humor

El mal humor puede afectar directamente tus relaciones familiares, laborales y afectivas. Cortesía: Pixabay

Las regiones cerebrales que se encargan de controlar las emociones aumentan su funcionamiento hasta en un 60%, lo que se traduce a que hay cambios en el humor de maneras descontroladas e inclusive incorrectas.

Estas emociones fuertes pueden traer como consecuencias malas relaciones a nivel familiar o laboral. La falta de horas de sueño tiene consecuencias muy evidentes durante el día, tales como la excesiva somnolencia diurna (o tendencia a dormirse a todas horas, los cambios del estado de ánimo (humor, tristeza, irritabilidad, ansiedad, depresión, etc…) y aumento del estrés.

4. Baja en las defensas

Al no dormir adecuadamente, se es más propenso a sufrir resfriados y otro tipo de afectaciones bacteriológicas. Cortesía: Pixabay

El no descansar trae como consecuencia un descenso en el rendimiento del sistema inmunológico debido a que el cuerpo no descansa adecuadamente. Esto trae consigo un aumento en resfriados respiratorios e infecciones.

5. Envejecimiento prematuro

La calidad del sueño interviene en un cutis más sano y brillante. Cortesía: Pinterest

Las personas que se trasnochan con frecuencia y duermen menos horas de las debidas suelen encontrarse con un aspecto decaído y un aspecto físico menos atractivo, ya que no lucen descansados, sino por el contrario con ojeras, ojos decaídos y su expresión corporal se deprime. Al paso del tiempo esta situación pasa factura, la piel y el rostro se ven afectados, marcando las líneas de expresión y produciendo una vejez prematura. 

En un estudio científico del UH Case Medical Center, en Cleveland (EE.UU), han descubierto que la calidad del sueño impacta tanto en el funcionamiento como en el envejecimiento de la piel. El estudio ha revelado que las personas que duermen mal muestran mayores signos de envejecimiento cutáneo y se recuperan de manera más lenta de las agresiones externas. Por otra parte, tienen una peor percepción de su propia piel y un aspecto del rostro más desmejorado.

6. Enfermedades Cardiovasculares

Si no duermes correctamente, podrías llegar incluso a sufrir infartos. Cortesía: Pinterest/facilismo.com

Estudios han demostrado que la falta de sueño se relaciona con aumento de la presión arterial, obstrucción de las arterias y fallas a nivel cardiaco. Estos eventos se producen cuando el cuerpo es sometido a trasnocho y un descenso en las horas de sueño por un periodo de tiempo prolongado, básicamente cuando forma parte del estilo de vida del individuo.

También provoca la disminución de la temperatura corporal basal, responsable, entre otros factores, de la constancia del ritmo cardíaco. Por lo tanto, en estas circunstancias pueden observarse arritmias o paradas cardio-respiratorias nocturnas.

7. Deterioro cognitivo y cerebral

falta de sueño implicaciones cerebrales
El cerebro es el miembro principal del sistema nervioso y la falta de sueño crea alteraciones neurosensoriales que evitan que el mismo funcione de forma correcta. Cortesía: Pixabay

Una de las consecuencias de no dormir adecuadamente es la falta de concentración y la pérdida de memoria. Esto puede volver al individuo más olvidadizo, dificultando el aprendizaje y la retención de información, adicional a eso quienes se trasnochan al menos una noche sufren de pérdida de tejido cerebral. Y por consiguiente al paso del tiempo puede tornarse más grave e inclusive conllevar a derrames cerebrales.

Además lo anterior mencionado, hay estudios que comprueban que las personas que duermen menos (menos de 6 horas diarias) tienden a sufrir muerte prematura.

Es por estas razones que dormir bien y descansar adecuadamente alarga la vida y aumenta la calidad de la misma, trayendo resultados positivos en la salud y en el desenvolvimiento diario del individuo.

Escrito por: Karen Avendaño

¿Qué te ha parecido el post?

haz clic en una estrella

Promedio de estrellas / 5. contador votos

Deja una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.