Nueva imagen de la estrella supergigante roja Antares

Aunque esta estrella se encuentra a 600 años luz de distancia de nuestro planeta Tierra, los astrónomos del  Observatorio Europeo del Sur (ESO por sus siglas en inglés) haciendo uso del Very Large Telescope Interferometer lograron captar una foto con los más altos detalles jamás captados de esta estrella supergigante roja próxima a sufrir un proceso de Supernova.

Super gigante roja Antares
En esta imagen, Antares posee una superficie tumultuosa, lo que revela la presencia de algún proceso violento dentro de la masa estelar en el interior de la misma. Cortesía ESO/K. Ohnaka

Este estudio se encuentra dirigido por Keiichi Ohnaka, investigador de la Universidad Católica del Norte de Chile, que busca la manera de entender cómo la distante estrella supergigante roja Antares logra expulsar tanta materia de su superficie cuando se acerca al final de su vida como un espectacular Supernova.

Antares tiene una masa y diámetro de 12 veces y 700 veces el de nuestro sol respectivamente, lo que la convierte por lo tanto, una de las estrellas más grandes y brillantes conocidas en nuestra galaxia. Sin embargo, a su vez también se está acercando al final de su vida explotando según estiman los científicos en solo unos miles de años.


Te puede interesar:Las imágenes más impresionantes captadas por el Hubble


Hasta ahora el estudio de dicha estrella mediante el uso de técnicas mejoradas intenta descubrir qué podría estar detrás del movimiento atmosférico en Antares, mientras que demuestra que todavía hay misterios alrededor de lo que, exactamente, causa la agitación turbulenta de la estrella.

¿Cómo el estudio de Antares nos ayuda a comprender más nuestro Sistema Solar?

Un día, nuestro sol se convertirá en una gigante roja, creciendo tan grande que se tragará la Tierra. Eso no ha sucedido todavía, por supuesto, lo que es afortunado para nosotros en la Tierra. Sin embargo, significa que los científicos deben mirar más allá del sistema solar para estudiar los ciclos evolutivos completos de las estrellas y sus mecanismos en cada etapa.

Esta Supergigante roja se encuentra ubicada en la constelación de Escorpio siendo la más brillante de dicha constelación y la decimosexta más brillante del cielo nocturno. La estrella roja es visible en el cielo nocturno de agosto y debido a su gran tamaño, Antares es un primer tema ideal para que los científicos estudien para obtener una mejor comprensión de cómo otras estrellas, aparte del sol de la Tierra, logran existir y funcionar.

Para el estudio de la misma, los científicos hacen uso del Interferómetro del Gran Telescopio del Observatorio Europeo del Sur (VLTI) en Chile. El VLTI consta de hasta cuatro telescopios -una combinación de “Telescopios Unitarios” de 26,9 pies (8,2 metros) y Telescopios Auxiliares de 5,9 pies (1,8 m) más pequeños, que combinan su luz infrarroja recogida a  través de interferometría  para crear un Telescopio “virtual” de 660 pies (200 m) de ancho. Por lo tanto, se puede alcanzar una resolución angular muy alta de objetos distantes, permitiendo que la superficie dramática y burbujeante de Antares sea estudiada en detalle.


Tienes que leer: ¿Hay algún sistema en el universo capaz de albergar vida?


Usando un instrumento llamado AMBER (Astronomer Multi-BEam combineR), el equipo de Ohnaka fue capaz de medir la velocidad del plasma que burbujeaba desde el interior de Antares en diferentes posiciones y comparar estas velocidades con la velocidad media del plasma en toda la estrella. A partir de estos datos, se podría crear un mapa de la velocidad relativa de los gases atmosféricos sobre el disco de la estrella. Esta es la primera vez que un mapa de este tipo ha sido creado para cualquier estrella, aparte del Sol, dijeron a SPACE miembros del equipo de estudio.

AMBER usado en el ESO
AMBER es el instrumento espectro-interferométrico del infrarrojo cercano VLT y fue diseñado para combinar coherentemente tres vigas telescópicas, permitiendo medir visibilidades y fases de cierre. Cortesía: European Southern Observatory

Como resultado de esta investigación, los científicos al mando de Ohnaka consiguieron resultados bastante sorprendentes. En líneas generales, en estrellas como nuestro Sol, los flujos de convección de gases sobrecalentados burbujean desde cerca de los núcleos de las estrellas hasta la superficie, muy parecido al flujo de convección del agua en una caldera hirviendo. Sin embargo, en Antares hay gases turbulentos de baja densidad que estallan mucho más lejos de la estrella de lo que los modelos teóricos predicen.

En este caso, el proceso de convección no puede explicar la extraña atmósfera de Antares, y los investigadores concluyen que, para las atmósferas de las supergigantes rojas, debe haber otro proceso aún desconocido que impulsa el movimiento del material.

Con respecto a este hallazgo Ohnaka se muestra complacido afirmando que “Con este estudio, podemos abrir una nueva ventana para observar estrellas distintas del sol… de una manera similar a la que observamos el sol”.

Supernova en el espacio
El estudio del espacio exterior por años ha sido objeto de muchos esfuerzos de distintas organizaciones que quieren comprender cada vez más los procesos y sistemas que se desarrollan irreversiblemente en el Universo que nos rodea. Cortesía: Pixabay

Prosigue diciendo que, “a continuación, podemos aplicar esta técnica para investigar otros problemas relacionados con el cosmos- no sólo de supergigantes como Antares, sino también otros tipos de estrellas y otros problemas sin resolver.

Por otra parte John Monnier, un astrónomo de la Universidad de Michigan que no participó en el estudio, fue consultado por SPACE y dice que este estudio podría constituir un paso preliminar importante para una mejor comprensión de las etapas por las que pasa una estrella antes de sufrir un Supernova.


No puedes perderte: Las imágenes satelitales podrían revertir la desigualdad


“Antes, sólo vimos la temperatura de la superficie de la estrella, y cómo puede ser diferente en una parte u otra parte… Pero esto realmente te da la velocidad, la velocidad de esa superficie como viene hacia o lejos de ti” realta Monnier.

“El trabajo realizado lleva la astrofísica estelar a una nueva dimensión y abre una ventana completamente nueva para observar estrellas” concluye Ohnaka. Podríamos estar a las puertas de una nueva etapa en la realización de estudios que nos ayuden a comprender de manera más exacta el comportamiento de nuestro universo y por lo tanto un conocimiento predictivo más amplio del futuro de nuestro planeta Tierra y todo su universo circundante.

Nueva imagen de la estrella supergigante roja Antares
¿Qué tal te pareció el post?

Comparte en tus redes si te gustó.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Estudiante de Ingeniería Química en la Universidad de Los Andes y gran apasionado por la ciencia.

Sliding Sidebar

Danos un Like en Facebook

Siguenos en Google+

Instagram Slider

No images found