La evolución del cine: desde los clásicos hasta “lo comercial”

cine
Proyector de cine. Fuente: revistacomunicar.

 

Desde los inicios del entretenimiento tecno-visual, el cine ha formado parte fundamental de las sociedades modernas, al ser una ventana a un mundo ideal donde la mayor parte de las veces persisten los finales felices; un lugar que para muchos, se convierte en parajes escénicos con sucesos, reales o ficticios, de acontecimientos extraordinarios, sin mencionar que una buena historia puede hacer que una sala de cine se llene mucho más rápido que por razones actorales o escénicas.  Del mismo modo, la marca inicial de esta expresión artística fue tan arrasadora, que hubo la necesidad de crear unos premios para condecorar a tales muestras de esplendor, glamour, comedia, drama, entre otros; premios que muchos de nosotros esperamos cada año a mediados de enero. Sin embargo, cabe destacar que la evolución del cine ha llegado a un punto crítico, uno donde la industria cinematográfica se ha inclinado a la comercialización de historias prefabricadas y cansinas.

 

Las primeras películas duraderas

 

Fuente: noticiasuniversia. cine

 

Todos podemos recordar con mucha claridad a aquellos clásicos que en algún momento de nuestras vidas, dejaron un lugar especial que no podrá ser superado por ningún otro filme. Del mismo modo, nos referimos al tiempo en que la época dorada de Hollywood estaba en pleno apogeo y los figurantes no solo debían mostrar sus cualidades actorales, sino que además, tenían que saber bailar, cantar y tener otros talentos que posteriormente los impulsarían a la fama.

Por consiguiente, clásicos como la Novicia rebelde, Cantando bajo la lluvia, Sucedió una noche, Lo que el viento se llevó, Casa blanca, Los siete samuráis, El mago de oz, El padrino, entre muchos otros, han llegado a ser patrimonios de la humanidad por su gran éxito.

La razón de su aclamado reconocimiento es simple, solo hay que ver el filme para que lo notemos, ya que apenas comienza a desenvolverse la trama, sabemos que esta será una película que valdrá la pena ver y recordar por el resto de nuestras vidas.

 

¿Qué ha cambiado desde entonces?

 

Fuente: vestimk. cine

 

A pesar de que hoy en día la industria cinematográfica está en un auge sumamente alto, no es razón para dejar de lado ciertos a aspectos que valen la pena mencionar, (no por nada se dice que las verdaderas películas trascendentales se crearon en un siglo que ya no existe). A su vez, la razón de que esto ocurriera se debe principalmente a querer sacarle provecho a éxitos que ya eran buenos desde un principio; remasterizándolos a tal punto que la mayoría de sus primeros espectadores se astean cuando oyen que sacarán otra versión de la versión de alguna historia que salió hace ya mucho tiempo. La falta de originalidad, que de por sí es un tema que se arraiga a más elementos del entretenimiento social, lleva sus repetitivas características hasta que no se puede sacar más provecho de un material en específico, véase en cualquier rama cinematográfica que se desee abordar.

Algunos ejemplos…

 

Cadenas productoras de películas famosas. Fuente: taringa. cine

 

 

Como muchos amantes del cine recordarán, los grandes éxitos de la industria suelen ser utilizados en la actualidad con la excusa de darles un enfoque fresco, actual y moderno; pero la gran y triste realidad recae nuevamente en querer exprimir un éxito hasta que ya no quede nada de él, todo esto por fines lucrativos, por su puesto.

Del mismo modo, no se trata de aclarar que recibir una remuneración por el esfuerzo de producir películas de éxito sea algo protervo, lo que sí resulta despreciable es ver como se marchita una historia por intereses tan egoístas.

Unos ejemplos claros de este cáncer cinematográfico son:

 

  • King Kong

 

King Kong. Fuente: as. cine

 

Esta película ha tenido un primer lanzamiento en el año de mil novecientos treinta y tres, donde su éxito fue increíble gracias a efectos especiales sorprendentes para su época, concepto e historia. Sin embargo, a pesar de que su nueva versión fue un éxito en los cines de todo el mundo, su otra nueva versión dejó mucho que desear al carecer de sentido, concepto y seriedad. Del mismo modo, este es solo un ejemplo de cómo el cine comienza a industrializar una idea, lo cual ya ha sucedido con la comedia, romance y demás ejemplos que veremos a continuación.

  • Películas de Súperhéroes

 

Póster promocional de The Avengers. Fuente: uauposters. cine

 

Se crea la necesidad de generalizar en esta sección, porque es el ejemplo más claro de franquicia del cine que se puede encontrar, teniendo a elementos agotantes y repetitivos, tales como: Súperman, Batman, Spiderman, la mujer maravilla, x-men, wolverine, Hulk, Ironman, Robocop, entre muchos otros. Sin dejar de lado a los comics, series, juegos y demás elementos que convierten a este género en una producción de moldes sin creatividad ni originalidad.

  • Terror

 

Logo de una cadena productora de cine de terror. Fuente: checalamovie. cine

 

Se puede decir que cuando se habla de terror, este fenómeno de reutilización se intensifica, si bien no más que el ejemplo anterior, aún está muy latente.

A su vez, no hay que llegar muy lejos para darse cuenta que éxitos como Poltergiest, Drácula, Frankestein, El hombre lobo, La momia, La noche de los muertos vivientes, Psicosis, It (a pesar de que la versión anterior era una miniserie, igualmente debe figurar en esta lista) el tema de posesiones demoníacas y muchos ejemplos más, han sido explotados de forma implacable, hasta perder la esencia misma que los catapultó hasta la cima. Del mismo modo, se toma en cuenta a las sagas que de una u otra forma, propician a la repetitividad de una manera bestial, como son las películas de Viernes trece, Halloween, Freddy Krugger, la masacre en Texas, Saw, entre otros claros ejemplos de lo que se debe evitar para que las historias conserven aquello por lo cual se hicieron famosas.

 


Te puede interesar:

5 Películas Indias que todo cinéfilo debe ver


 Conclusión

 

Puede que existan muchas muestras más de la comercialización de la industria del cine, pero la idea principal es dar a entender que por más que estas recopilaciones de éxitos sigan vendiéndose a lo largo de los años, no tienen un verdadero valor sentimental o trascendental para los consumidores conformistas, ya que en unos años, posiblemente lo que hoy es un éxito, en ese momento se vuelva un lejano recuerdo de lo que alguna vez emocionó a millones.

La evolución del cine: desde los clásicos hasta “lo comercial”
5 (100%) 2 votes