Oraciones para difuntos

La muerte de un ser querido es un acontecimiento que causa mucha tristeza y dolor. Representa una pérdida irreparable el hecho de saber que no podemos volver a contar con la presencia de nuestro familiar, amigo, pareja o cualquier otra persona importante.  Sin embargo, con la oración podemos estar en contacto con ese ser querido, de una manera honesta.

La plegaria es una manera de sentirse protegida y protegido por esa persona, que en vida fue muy especial para nosotros. En esta oportunidad, Procastina Fácil trae para ti 16 oraciones cortas para rezar a tus seres queridos difuntos.

Oraciones difuntos
Advertisement

1)

Advertisement

“Estás en mi alma: El día que te fuiste me quede pensando que algunos seres jamás se marchan de nuestro corazón, aunque ya no estén. Su espíritu permanece, su voz se escucha, los sentimos sonreír. Algunas personas jamás nos dejan, son eternas”…

2) 

  “La Muerte no es decir adiós. Morir significa regresar a casa, a Dios. Lloramos por la persona que se va y extrañamos su presencia, pero, tenemos debemos  pensar que esa persona ha regresado a su hogar, ha vuelto a Dios”

3)

“San Miguel Arcángel: Te pedimos que seas  nuestro amparo contra la perversidad. Te pedimos a ti, celestial. Arroja al infierno, con el divino poder, a Satanás y a los otros espíritus malignos que andan dispersos por el mundo para la perdición de las almas”

4)

“Jesús seremos glorificados con tu bendición. A la verdad nosotros estamos plenamente convencidos. Las penas de la vida presente no son nada si las comparamos con la gloria venidera, que se ha de manifestar en nosotros. Amén.” 

Orar en familia

5)

“Adelante, alma amada de este mundo. En el nombre del Padre Todopoderoso, que te hizo, en el nombre de Jesucristo, el Hijo del Dios, que lo dió todo por ti. En el nombre del Espíritu Santo, que se derramó sobre ti. Adelante, fiel cristiano, deseo que estés en paz en este día, que tu casa esté con Dios, con la Virgen María, José y todos los ángeles y santos”

6)

A ti, padre:

“Que durante toda tu vida tuviste piedad de las penas de todos nosotros. Mira con compasión el alma de nuestros seres queridos difuntos. Jesús, buen pastor, que amaste a tus amigos con buen amor, escucha tu oración, y por tu misericordia concede a aquellos  de esta vida eterna, gozar de la felicidad eterna junto a ti. Y a nosotros, que aún caminamos en este mundo, otórganos la  dicha eterna de tu reino. Amén”

7)

Te recuerdo papá: Mi corazón se estremece al recordarte, no ha sido fácil superar el hecho de no verte más. En este mundo orabas por mí, por eso, tu amor sigue tocando mi alma, y tus oraciones han sido escuchadas. Te recuerdo y mi corazón se llena de gozo por todo lo que me diste mientras estuviste junto a mí. Gracias papá. Te amo.

Descanso eterno

8)

Estás en mi corazón mamá: Hoy quiero recordarte. Me da mucha emoción saber que tu amor sigue habitando en mí pensamiento. Tus plegarias han sido oídas. Te recuerdo, y mi existencia se llena de dicha por todo lo que me diste mientras estuviste aquí. Gracias mamá. Te amo.

9)

Esta noche puedo cerrar los ojos y rezar para que vuelva mi ser querido o puedo abrirlos y observar todo lo que ha dejado. Mi corazón puede estar vacío porque no lo puedes ver, o puede estar lleno del amor que compartiste. Puedes llorar, cerrar tu mente, sentir el vacío y dar la espalda, o puedes hacer lo que a él le gustaría: Sonreír, y abrazar s tus amigos. Amén.

 10)

“Querido esposo: Te has marchado a la habitación de al lado. Pero, lo que éramos el uno para el otro, lo seguimos siendo. Te invocaré por tu nombre, siempre. No lo haré de manera triste. Seguiré riendo de lo que nos hacía reír juntos. Tu nombre siempre estará en casa. Nuestro lazo no está cortado. No estás lejos, estás justo del otro lado del camino, volveremos a encontrarnos, amor. Amén”

11)

“Tu no estarás lejos, porque la existencia continúa. Si deseo hablar contigo te llamaré , vamos a hacer esta oración, y tu nos escucharás. No te puedo ver, ni te podemos tocar, pero estarás cerca de mí.Te escucharé y suavemente mi corazón estará junto a ti.  Amén”

Ultimo adios

12)

“Para los que amaste y para los que te amamos: Que su tristeza se convierta en confianza y fé. Es solo por un momento que vas a estar lejos de nosotros, así que bendecimos todos los recuerdos que compartimos junto a tí”.

13)

“Unamos nuestras manos y recemos  por aquellos que ya no están con nosotros. Que no sea una plegaria triste, sino una oración de fé. Debemos creer en que hay un más allá, donde todos están con Dios. Y nosotros volverémos a él. Te lo pedimos, señor. Amén.

14)

Dios de misericordia y amor, ponemos en tus manos amorosas a nuestros hermanos y hermanas que has llamado de esta vida a tu presencia. En este plano, les demostraste tu gran afecto. Ahora que ya están libres de todo mal, de toda preocupación, concédeles pasar cómodamente las puertas de la muerte, gozar de la luz y la paz eterna. Te lo pedimos seños, Amén.

15)

Siempre estaré contigo amada mía. Cada vez que no te veo físicamente me voy contigo a través de mis plegarias. Hoy eres mi invitada especial, todo lo he preparado pensando en tí. Esta noche pido por nuestras vidas para que Dios nos cuide y nos salve de toda la maldad. Amén.

Sueño eterno

16)

!Te pido Misericordia, señor! Por favor, dale el descanso eterno a todos nuestros queridos abuelos difuntos. Concédeles el descanso eterno. Tu brillo no tiene fin y nos arropa en estos días tan terribles donde el egoísmo y la envidia reinan. Amén 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.