La pascua que va más allá de un simple conejo

pascua
#procrastinfacil #pascua
La pascua pertenece a la categoría de esas miles de celebraciones llevadas a cabo de manera diferente dependiendo de la zona. Con solo oír el nombre de pascua, nos imaginamos a un pequeño conejo pardo repartiendo huevos decorados con una cesta, escondiéndolos en lugares más o menos visibles, con el objetivo de que niños de todo el mundo los encuentren. Sin embargo, la realidad es que, a pesar de que hoy en día esa es la imagen que la pascua refleja, sus inicios son un poco más serios que el simple animalito bondadoso.
 

Te puede interesar:


 

La pascua en el cristianismo

 

pascua
Para los cristianos, la pascua está más ligada al evento de resurrección de la figura de Jesucristo. Fuente: devocionalescristianos.

 

Como una celebración estándar, significativa y simbólica de las religiones cristianas alrededor del mundo, la pascua es considerada como un comienzo para tiempo mejores, ligada con la llegada de la primavera al ser una estación de florecimiento, amor y juventud.

Para las religiones cristianas, la pascua o pascua de resurrección, representa al último día de la famosa semana santa, donde, según la visión de esta religión, se conmemora el día en que el hijo de Dios, Jesucristo de Nazaret, fue resucitado por obra y gracia del espíritu santo, para posteriormente subir al lado de su padre y juzgar a la vida así, como a la muerte, dependiendo de cuál sea el caso.

En la misa de la pascua, como es el caso de la rama católica en el cristianismo, es normal que se realicen procesiones con una estatua de Jesús alrededor de un vecindario o iglesia. Así mismo, es una tradición que, durante la eucaristía, se repartan, a cada uno de los feligreses, un pan pequeño y redondo, de sabor sutil. 

 

La pascua en otras religiones

 

pascua
Fuente: noloseytu (Blogspot).

 

Retomando lo previamente nombrado sobre la variación de una misma celebración dependiendo de la zona o credo en el que se haya nacido, la pascua no solo pertenece a una religión o se limita a la única tradición espiritual de acudir a misa en este domingo tan especial, sino que se extiende hasta el judaísmo, abrazando costumbres que para algunos, podrían parecer curiosas o incluso, alentadoras.

Del mismo modo, se dice que la costumbre de la pascua como tal, se remonta a más tiempo que el nacimiento del mismo Jesucristo:

El verdadero origen de la Pascua se remonta al año 1513 antes de Cristo, cuando, según la tradición judía, el pueblo judío emprendió su éxodo desde Egipto, hacia la Tierra Prometida. Se celebraba cada año, como recordatorio de la liberación del pueblo hebreo de su esclavitud en Egipto. En la víspera del primer día, se comían hierbas amargas mojadas en vinagre, para recordar la tristeza de la servidumbre. Y se narraban en tono cadencioso cánticos que hacían alusión a las diez plagas de Egipto. (Pascua, wikipedia).

Resulta curioso la manera en que las dos religiones se contradicen y forman dos vertientes muy diferentes para un mismo nombre y fecha festiva.

La pascua para los judíos

 

El pueblo judío tenía la costumbre de “inmolar” a un macho cabrío de un año de edad, cada familia debía escoger a su propio animal, para posteriormente asarlo y comerlo entre todos hasta que solo quedaran los huesos. Era muy importante que no quedara nada del animal, y en el caso de que quedaran algunas sobras, se les daban a invitados especiales de cada familia, pero no debía quedar nada.

Tal vez este ritual se ligaba a la época de los esclavos, cuando aquellas almas perdidas por la ceguera de poder habrían dado lo que tuvieran para lograr probar aunque sea los huesos de ese suculento manjar, por ello, era necesario no dejar nada, como muestra de agradecimiento por lo obtenido.

    El famoso conejo de pascua y sus regalos decorados

 

pascua
Fuente: mujeresfemeninas.

 

La razón por la cual la pascua posee a un conejo como símbolo de su celebración anual sigue siendo un misterio para los historiadores más destacados, ya que por ser una de las tradiciones más importantes a nivel de Europa y América del Norte, no es de extrañarse que sea de esta manera, pues habiendo tantos países, es evidente que más de uno tenga su propia versión de los hechos, y nadie sepa con certeza qué fue lo que indujo la idea de un conejo con una cesta en un mundo colorido y maravilloso.

La mayor parte del tiempo, se sacan teorías al respecto que intentan dar una explicación lógica por medio de la religión celta, regional o incluso, mitológica en base a los símbolos animales ligados al conejo.

La pobre madre que decoró los huevos

 

pascua
Fuente: freepik.

 

Existe una explicación proveniente de Alemania que parece un poco más lógica dentro del entendimiento objetivo: se trata de una mujer pobre que tenía varios hijos, no tenía nada que darles para celebrar las pascuas, por lo tanto, decoró unos huevos y los puso en el jardín, pero sin saberlo, los colocó cerca de una madriguera de conejos.

Cuando los niños buscaron y se percataron de que al lado de los huevos había un conejo, creyeron y perjuraron que los conejos podían poner huevos, pero estos eran hermosos y de muchos colores, por lo tanto, crearon un nidito de paja para que los huevos del conejo estuvieran a salvo.

 


Te puede interesar:


    Conclusión

 

No importa qué región del mundo piense que un acontecimiento en particular cambió la historia y por eso es que se celebra su conmemoración. Resulta mucho más importante el sentimiento y el significado personal que se le otorga. La  pascua no es solo una celebración, sino el pretexto perfecto para unir a familias y celebrar la ingenuidad que evoca un conejo feliz con huevos coloridos. 

La pascua que va más allá de un simple conejo
5 (100%) 1 vote