Resumen de la Revolución de 1848 (Francesa)

La expresión revolución de 1848 hace referencia a la profusión histórica revolucionaria, que acabó con el periodo comprendido entre la primera derrota de Napoleón Bonaparte y las revoluciones europeas de 1830, conocida como la Europa de Restauración y volver al antiguo régimen, caracterizadas por manifestaciones de carácter político, nacionalista y social con los movimientos obreros.              

PRECEDENTES HISTÓRICOS

La Revolución francesa de 1848, fue un pronunciamiento popular protagonizada por sectores de pequeños burgueses, estudiantes y obreros, que tuvo lugar en París del 23 al 25 de febrero de ese mismo año, como consecuencia de una serie de malas cosechas, en especial, la de patatas, alimento básico para las clases populares. Esta crisis agraria influenció en los sectores industriales y financieros, provocando un paro de los movimientos obreros, que se extendió por toda Europa. Esta rebelión obligó al rey Luis Felipe I de Francia a renunciar y dar paso a la Segunda República Francesa.

La negación de derechos y libertades a importantes sectores de la sociedad francesa, donde la monarquía de Luis Felipe de Orleans solo satisfacía los intereses de la alta burguesía, en tanto que la pequeña burguesía, como el proletariado quedaban desatendidos en lo político y económico. Esto condujo a que ,entre la noche del 24 y el amanecer del 25 de febrero de 1848, se estableció en Francia la Segunda República, un régimen político sin precedentes, por su brevedad, pero sobre todo por su organización y objetivos sociales.

Revoluciones de 1848

El Gobierno provisional resultante estuvo formado por republicanos moderados, radicales y socialistas, que en solo dos meses adoptaron nuevas y revolucionarias medidas políticas y sociales, que pusieron en práctica con grandes reformas, como: la implantación del sufragio universal, la abolición definitiva de la esclavitud en territorio francés, la libertad de prensa, libertad de asociaciones y derecho al trabajo.

Además, estableció la jornada laboral de 10 horas y con el fin de mitigar el paro obrero con más de cien mil desempleados, solo en el distrito Paris, fueron creados los talleres nacionales, impulsados desde el Estado. Si bien constituyeron un fracaso, los mismos fueron clausurados tras pocos meses de funcionamiento. Estas políticas sociales, tuvieron eco en toda Europa, derrocando monarquía tras monarquía.

En junio, la revolución se radicalizó y la pequeña burguesía que había estado del lado de la clase obrera, se alió con la alta burguesía. La lucha contra el absolutismo, se transformó en una lucha interclasista entre burgueses y obreros, que se saldó con una fuerte represión de más de mil quinientos ejecutados.

Resumen de la independencia mexicana

Las elecciones generales y las primeras con sufragio universal masculino, consideraron un giro conservador en la política francesa, debido al voto rural. Los radicales y los socialistas abandonaron el gobierno, quedando a un reducido grupo formado por: Arago, Lamartine, Ledru-Rollin, Marie y Garnier-Pagès.

Las medidas impopulares, adoptadas en un primer momento por el nuevo Gobierno, provocaron manifestaciones de protesta en París del 23 al 26 de junio de 1848, durante las cuales los obreros salieron a protestar, obstaculizaron las vías públicas y, debido a la conmoción interna, se declaró el estado de sitio y el ejército reprimió violentamente la revuelta durante las llamadas Jornadas de junio, que dieron paso a un gobierno más conservador y autoritario.

En diciembre de 1848 fue elegido por sufragio universal Luis Napoleón Bonaparte, sobrino de Napoleón Bonaparte, quien se haría llamar Napoleón III, como primer presidente de la República francesa para un periodo de cuatro años, sin prorroga. Sin embargo, Napoleón III, con el propósito de ser ratificado, solicitó a la Asamblea que modificara la Constitución y, ante este rechazo, planificó un golpe de Estado que ejecutó el 2 de diciembre de 1851.

Napoleón III

Logrando modificar la Constitución con un mandato de 10 años, limitó los privilegios y las excepciones de la Asamblea Nacional, concentró los poderes en manos del Ejecutivo, reprimió y aniquiló a la oposición y, el 7 de noviembre de 1852 luego de un nuevo plebiscito, se pone fin a la Segunda República y se instaura el segundo periodo francés.

Luego de la revolución de 1848, se instauró en Francia una monarquía constitucional, que tenía a François Guizot como primer ministro y jefe de gobierno. Este había sido líder del pequeño partido de los Doctrinarios, que desapareció con la revolución francesa de 1830 y representaba la resistencia a cualquier reforma liberal que se planteara.

Revoluciones francesas

CAUSAS DE LA REVOLUCIÓN DE 1848

Dentro de las causas de esta revolución, estaba la crisis coyuntural, producto de la sumatoria de hechos, circunstancias y factores que venían sucediendo desde un periodo de tiempo, incluyendo las preocupaciones compartidas por los grupos sociales, políticos y nacionalistas. Aunado a la carestía general en Francia de 1847, donde la clase proletaria estaba sumida en la miseria por la brusca implantación del maquinismo en la industria, el desempleo, los bajos salarios, esto originó graves conflictos internos provocados por una situación económica que recordaba lo vivido  en Francia en los 1830 y en 1789.

EXPANSIÓN DE LAS REVOLUCIONES DE 1848

La ola revolucionaria de 1848 se extendió a otras regiones como polvo. La república francesa se proclamó el 24 de febrero y, en marzo, hubo movilizaciones en Baviera, Berlín, Viena, Praga, Hungría y Milán, hasta llegar a Sicilia, en donde una revuelta independiente se apoderó de la isla. Estas agitaciones sociales, iniciadas en Francia, se difundieron en rápida expansión por prácticamente toda Europa central (Alemania, Austria, Hungría) y por Italia en el primer semestre de 1848.

Para Hobsbawm, la “Primavera de los pueblos” de 1848 fue la primera y última revolución europea, donde se logró la realización de los sueños de izquierda, las pesadillas de la derecha, el derrocamiento de los viejos régimen existentes, para esa parte de Europa continental.

El Arte de la Guerra resumen

REPERCUSIÓN DE LA REVOLUCIÓN DE 1848

La revolución de 1848, tuvo dos episodios diferentes contra la gran burguesía. Uno, con la revolución de febrero, pero cuando el proletariado amenazó el orden social en junio, la pequeña y la gran burguesía se unieron ante la subversión proletaria. Aunque su éxito duró poco y, todas ellas fueron reconducidas a situaciones políticas de tipo conservador, su trascendencia histórica fue decisiva. Estos movimientos produjeron un cambio en la mayoría de los gobiernos de Europa y sus efectos alcanzaron lugares que estaban mucho más allá de las fronteras europeas, alimentando la idea de una posible “revolución mundial”.

Como producto de estos movimientos, se logró el triunfo del sistema republicano, con la implantación del sufragio universal, el surgimiento de las ideas socialistas de Carlos Marx, vinculados a las ideas de capital, riqueza y trabajo, originando las clases sociales entre el capitalismo y el proletariado. La influencia de las ideas socialistas sobre los derechos de la clase trabajadora y la unificación de los pueblos. Por otro lado, esta revolución repercutió enormemente en otros países de Europa como Austria, Hungría, Alemania e Italia, donde había fuertes rebeliones populares para derribar a fuerza el gobierno, logrando conseguir significativos avances democráticos. Este movimiento europeo se conoce como la «Primavera de los Pueblos», que cambió el mundo medieval al mundo moderno. Su impacto se sintió a nivel mundial, modificando las estructuras sociales al deshacerse de la iglesia católica, la nobleza y el rey. Introduciendo en Francia la democracia,  alimentos para los de escasos recursos y establecer un nuevo orden social.

Artículo anterior7 Objetivos de la Comunicación
Artículo siguiente100 frases Divertidas Gratis
Estudiante de medicina (ULA), escultor y trovador. Redactor y Editor.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí