¿Sabías cual es el secreto para dormir mejor?

Las nuevas investigaciones han arrojado una respuesta interesante para esta pregunta: Tener un sentido de vida. Los propósitos de superación personal, de proyecciones realizables y de metas por cumplir podrían ayudar a una gran cantidad de personas que actualmente sufren de problemas de insomnio a tener una mejor calidad del sueño y por lo tanto una mejor calidad de vida.

Sueño y el buen proposito
El buen sueño garantiza un mejor desempeño de las actividades que realizamos a diario. Cortesía: Pixabay

Los trastornos del sueño son particularmente comunes en adultos mayores e involucran una variedad de problemas que incluyen dificultad para conciliar el sueño o permanecer dormido, respiración interrumpida y síndrome de piernas inquietas. Otro origen de estos trastornos según un estudio publicado en el NCBI podría radicar en el origen racial de las personas e incluso en su posición socioeconómica.


Te puede interesar: Como nuestros teléfonos hacen que nuestro sueño sea malo


Para evitar todos estos inconvenientes, los médicos alrededor del mundo han coincido en realizar las siguientes recomendaciones: limitar o evitar la cafeína y la nicotina, evitar las siestas durante el día, apagar la electrónica una hora antes de acostarse, hacer ejercicio y practicar la relajación antes de acostarse. También es bien sabido que la salud mental está estrechamente relacionada con el sueño; el insomnio es más común en personas que sufren de depresión o ansiedad.

Sin embargo un estudio descrito en Scientific American plantea la posibilidad de que el sueño se vea afectado por el grado en que alguien siente que su vida es intencional o significativa. Arlener Turner, Christine Smith y Jason Ong de la Facultad de Medicina de la Universidad Northwestern encontraron que las personas que informaron tener un mayor sentido de la vida también informaron que dormían mejor, incluso teniendo en cuenta la edad, el género, la raza y el nivel de educación.

El muestreo estudiado consistió en 825 estadounidenses de alta edad (79 años) que informaron sobre su sentido de la vida y la calidad de su sueño. La mayoría de estos participantes eran mujeres (77%) y un poco más de la mitad eran afroamericanos (54%). Se midió la sensación de propósito en la vida mediante una encuesta en la que los participantes calificaron cuánto coincidieron con cada una de las diez afirmaciones, tales como: “Algunas personas deambulan sin rumbo por la vida, pero yo no soy una de ellas”. Los resultados mostraron que los participantes que informaron tener un mayor sentido de propósito en la vida también reportaron un sueño de mayor calidad de forma regular, así como menos síntomas de trastornos del sueño.


Te puede interesar: La esquizofrenia puede ser tratada con la tecnología hogareña


Sin embargo, el estudio presenta algunas limitaciones basadas principalmente en que el mismo los investigadores no llevaron a los participantes a un laboratorio y realmente monitorearon la calidad de su sueño. Por lo tanto, es importante resaltar que este estudio solo analizó la asociación entre un sentido de propósito y un mejor sueño: los hallazgos no pueden asegurar que tener un mayor sentido de propósito haga que uno duerma mejor.

Vida sana para llegar a ancianos
Las personas con propósito claro de vida desarrollan un mejor sueño y una mayor cantidad de años de vida sana según el estudio realizado. Cortesía: Pixabay

Una interpretación alternativa para los hallazgos es que las personas que tienen un mayor sentido de propósito también tienden a tener una mejor salud física y mental, lo que a su vez explica su sueño de mayor calidad. A pesar de estas limitaciones, este estudio es el primero en sugerir cualquier tipo de vínculo fuerte entre el propósito en la vida y el sueño. Dado lo comunes que son los problemas del sueño, cualquier cosa que pueda sugerir nuevas vías para el tratamiento es importante para explorar. Quizás desarrollar un sentido de propósito en la vida podría ser tan efectivo para mejorar el sueño como seguir hábitos saludables como por ejemplo es el limitar el consumo de café.

Además de promover una buena higiene del sueño, los médicos pueden terminar recomendando prácticas de desarrollo y auto-superación personal como formas de ayudar a los adultos mayores a dormir mejor. Dado lo esquivo que se ha convertido una buena noche de sueño para muchos, vale la pena explorar esta nueva opción surgida a raíz de este estudio. El impacto del sueño deficiente va más allá de nuestra propia salud personal, ya que los efectos secundarios tienen el potencial de causar estragos en las vidas de otras personas también.


Te puede interesar: ¿Qué sucede en estado de Coma?


Desarrollar un sentido de propósito en la vida también puede transmitir otros beneficios además de un mejor sueño. La investigación ha vinculado el propósito de experimentar en la vida a una variedad de otros resultados positivos que incluyen un mejor funcionamiento del cerebro, un menor riesgo de ataque cardíaco, e incluso un mayor ingreso monetario. Una persona con un mayor sentido de propósito en su vida seguramente estaría mejor y al mismo tiempo serviría como un ejemplo positivo en la vida de aquellos que lo conocen.

¿Sabías cual es el secreto para dormir mejor?
¿Qué tal te pareció el post?
Comparte en tus redes si te gustó.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Estudiante de Ingeniería Química en la Universidad de Los Andes y gran apasionado por la ciencia.

Sliding Sidebar

Danos un Like en Facebook

Siguenos en Google+

Instagram Slider