Seguros Sociales: importancia, objetivos y beneficios

Según la historia, el surgimiento de los seguros sociales se basó en la necesidad de reconocer los derechos humanos individuales entre la multitud de derechos que comenzaron a establecerse para los ciudadanos europeos a finales del siglo XIX. Los más importantes fueron la libertad y la igualdad ante la ley, a partir de los cuales surgió una organización similar a lo que hoy conocemos como Seguridad Social. Después de la Segunda Guerra Mundial, se observó un nuevo período en el que los seguros sociales se integraron en un marco legal común y una administración compartida.

En el caso de España, la ley básica de la seguridad social no fue aprobada hasta 1963, casi 20 años después que sus vecinos europeos. En la actualidad, la mayoría de los países alrededor del mundo tienen seguros sociales que forman parte de la vida laboral de sus habitantes. Por esta razón, en esta ocasión, en Procrastina Fácil analizaremos en profundidad el tema, abarcando su definición, importancia, objetivos, tipos y beneficios que presentan en la sociedad moderna.

¿Qué son los Seguros Sociales?

Cuando hablamos de seguros sociales nos referimos a las cotizaciones realizadas a la seguridad social que pagan tanto el trabajador como la empresa a final de mes, y que aparecen reflejadas en la nómina del trabajador. En otras palabras, la definición de seguro social corresponde a las contribuciones utilizadas para pagar la paternidad, la maternidad, la licencia por enfermedad o el desempleo. La seguridad social tiene como objetivo general proteger y mejorar el bienestar de los trabajadores y sus familias. Es un término que se refiere al bienestar de los ciudadanos, miembros de una comunidad.

La Organización Internacional del Trabajo lo define como la protección que brinda la sociedad a sus miembros, a través de una serie de medidas públicas, contra las privaciones económicas y sociales que, de otro modo, resultarían en la pérdida o fuerte disminución de los ingresos del individuo por enfermedad, maternidad, accidentes de trabajo, desempleo, lesiones, jubilación, vejez o incluso la muerte. Además, también brinda protección en forma de asistencia médica y ayuda a las familias con niños.

Importancia de los seguros sociales

Los seguros sociales desempeñan un papel de vital importancia en el ámbito laboral. Entre otras cosas, las empresas están obligadas a conformar un comité de seguridad y salud para diseñar y aplicar modelos y lineamientos de mitigación de accidentes. Los operadores deben estar adecuadamente educados, capacitados y ser responsables de cumplir con los estándares de seguridad. La acción protectora de la Seguridad Social es enorme y completamente palpable en nuestro entorno diario. Por ejemplo, la mayoría de las personas de la tercera edad recibe una pensión mensual depositada en sus cuentas bancarias por sus años de servicio. Además, aquellos individuos que, por una u otra razón, se quedan sin trabajo pueden cobrar la prestación por desempleo, lo que les ayuda temporalmente a sobrevivir mientras son contratados nuevamente.

Ejemplos de nombres para aseguradoras

Objetivos de los seguros sociales

El objetivo principal de este sistema es brindar protección a los ciudadanos. Para ello, se realizan una serie de actividades financiadas con cargo al presupuesto del Estado, y tiene objetivos sociales y redistributivos que protegen a las personas para evitar desequilibrios sociales. La principal fuente financiera son las cotizaciones de los trabajadores del país en cuestión. Estas actividades sociales se desarrollan en cuatro áreas diferentes:

  1. Dinero para las prestaciones en caso de desempleo, jubilación o pensiones por discapacidad.
  2. Seguro médico gratuito.
  3. Servicios educativos gratuitos.
  4. Préstamos y supervisión de vivienda, alimentos y otras necesidades básicas.

Tipos de prestaciones

El bienestar general creado por los seguros sociales es muy importante en la época actual. Sus ventajas y prestaciones se pueden realizar de diferentes maneras. A continuación, encontramos las siguientes:

Prestaciones directas:

Son servicios a través de los cuales las personas reciben atención médica, prestaciones farmacéuticas o servicios sociales mientras son parte activa de una empresa.

Prestaciones económicas:

En este punto encontramos un amplio catálogo de prestaciones divididas de la siguiente manera:

  • Subsidios: Se pueden definir como un sistema destinado a estimular el consumo y la producción, proporcionando ayuda a un individuo por un período de tiempo determinado en ciertos contextos. Entre los principales encontramos:
    • Subsidio por incapacidad temporal.
    • Subsidio por riesgo durante el embarazo.
    • Subsidio por cuidado de menores por enfermedades graves.
  • Pensiones: Se definen como un pago periódico, temporal o vitalicio, que recibe una persona cuando se encuentra en una situación adversa establecida por las leyes de cada país, que le permite recibir dicho pago, ya sea del Estado o de entidades privadas. Entre ellas se encuentran:
    • Pensión por jubilación.
    • Pensión por incapacidad permanente.
    • Pensión por muerte y supervivencia.
    • Pensión extraordinaria.
  • Indemnizaciones: La indemnización se define como el resultado de un daño ocasionado a otra persona, que hace que nazca en ésta un derecho a ser resarcido y que debe hacerse por parte de la persona o empresa que ha provocado dicho daño. En este apartado encontramos:
    • Indemnizaciones por lesiones permanentes.
    • Indemnizaciones por incapacidad permanente parcial.
    • Indemnizaciones por fallecimiento.
  • Otras prestaciones: En este apartado encontramos ejemplos como las prestaciones para la protección familiar, el desempleo, el auxilio por defunción o por viudedad.

Beneficios del seguro social:

Para el trabajador:

  • Cuentan con un seguro de salud y maternidad que cubre las enfermedades no laborales y la maternidad de las mujeres trabajadoras.
  • Obtienen un seguro de riesgos profesionales que cubre accidentes o enfermedades a las que los individuos estén expuestos durante sus jornadas laborales.
  • Cuentan con un seguro de invalidez y vida que cubre los riesgos por muerte del asegurado o del pensionado.
  • Adquieren de manera obligatoria un seguro contra accidentes de tránsito.
  • Cuentan con atención médica, hospitalaria, farmacéutica y de rehabilitación tanto para el trabajador como para su familia.
  • Es una forma de ahorro para el retiro.
  • Obtienen servicios de guardería para el cuidado de los hijos.
  • Tienen acceso a prestaciones sociales como actividades recreativas y centros vacacionales.
  • Tienen la opción de solicitar pensiones en caso de invalidez o fallecimiento.

Para la empresa:

  • Mejora la estructura de la empresa al reconocer públicamente el esfuerzo en cuanto a prevención de accidentes y enfermedades de sus trabajadores.
  • Evita la rotación de personal y la insatisfacción laboral, lo cual es perjudicial para la empresa.
  • Ayuda a contar con trabajadores comprometidos y de alto desempeño, lo cual favorece la productividad de las empresas.
  • Genera un mejor ambiente laboral y contribuye a la satisfacción de los empleados.
  • Las empresas pueden crear una buena imagen al observar una política eficiente en materia de seguridad social.

Ejemplos de seguros sociales:

1. Seguro de Guarderías y Prestaciones Sociales:

Se prestan para el individuo a través de la salud, la educación y el esparcimiento, incluyendo el cuidado y crianza de los hijos de la mujer trabajadora y de los trabajadores viudos o divorciados que conserven la custodia del infante.

Al hablar de prestaciones sociales, nos referimos a las que se prestan a través de programas de promoción de la salud, la cultura y el deporte, la higiene y la educación para la salud, la prevención de accidentes y enfermedades, la promoción y desarrollo de actividades culturales, cursos de formación, centros de vacaciones, entre otros.

2. Seguro de Invalidez y Vida:

Este seguro se encarga de cubrir situaciones de riesgo como la invalidez y la muerte de un trabajador. Otorga prestaciones cuando el trabajador sufre un accidente o enfermedad no profesional que le impide realizar su tarea normalmente, permitiéndole obtener más del 50% del salario que recibía durante su último año laboral. En caso de muerte del trabajador, estos fondos se destinan a sus familiares durante un tiempo determinado por la ley de cada país.

3. Seguro de retiro:

Este tipo de seguro permite el otorgamiento de pensiones a los trabajadores que hayan cotizado a tiempo completo y pertenezcan a la tercera edad señalada por la ley de seguridad social. Esta establece que la edad de retiro es a partir de los 60 años y la de vejez para los mayores de 65 años, con un número mínimo de semanas de cotización requeridas.

4. Seguro de Riesgos de Trabajo:

Este tipo de seguro protege contra accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, garantizando asistencia médica, quirúrgica y farmacéutica a los trabajadores, así como servicios hospitalarios, aparatos ortopédicos, prótesis y rehabilitación. También brinda prestaciones por invalidez. En caso de fallecimiento de un trabajador, se brinda apoyo para los gastos de sepelio, además de las correspondientes asignaciones por viudedad, orfandad o descendencia.

5. Seguro de Enfermedades y Maternidad:

Otorga a los trabajadores, jubilados y sus dependientes, asistencia médica, quirúrgica y farmacéutica, servicios de hospitalización por enfermedades no profesionales, así como pagos por invalidez temporal y maternidad. Además, se proporciona atención médica y hospitalaria a mujeres embarazadas, asesoramiento y educación materna, así como cuidado y atención del recién nacido.

Estos son solo algunos ejemplos de seguros sociales que existen en diferentes países. Las características y beneficios pueden variar dependiendo del sistema de seguridad social de cada nación.

Artículo anteriorQué es un estado de cuenta bancario (+ Ejemplo pdf)
Artículo siguienteEmojis y Símbolos ☕🤎 de Café para Copiar y Pegar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí